Última actualización el 26/12/23 por David Naranjo

Latte Macchiato, una obra maestra en cada sorbo

¡Quién dice invierno, dice Latte Macchiato! Originario de Italia, esta bebida la podemos catalogar como un espresso con leche caliente y espuma de leche. Inicialmente, fue elaborado para niños, una preparación de café más suave. El término italiano Macchiato significa “manchado”.

¿Os recuerda a algo? Ya que en algunos lugares de España se llama manchado a un vaso de leche al que se le añade un poco de café. ¡Descubramos juntos su versión artística italiana!

latte-macchiato

¿Qué es exactamente un Latte Macchiato?

El Latte macchiato es una de las preparaciones a base de café y leche más conocidas del mundo.

Aunque la receta es bastante sencilla, fácil de preparar en casa y no se necesita de muchos ingredientes, asombraréis a vuestros invitados si conseguís hacerla correctamente gracias a su degradado de colores que llama mucho la atención.

Esta preparación se compone de 3 elementos principales: leche, mousse de leche y espresso. Aunque es posible variar las cantidades de cada elemento, es imprescindible servirlo en un vaso de cristal transparente (preferiblemente con doble pared), para poder resaltar el resultado visual, que, como ya os hemos comentado antes, es lo que más llama la atención de esta bebida.

Una bebida que forma parte de la historia italiana

El Latte Macchiato pertenece al panteón del barista y a la historia del café italiano, absorbido por la segunda ola del café y manteniéndose sin duda en la tercera y las que están por venir.

Esta bebida nace en la Italia del boom económico y rápidamente, al igual que el Capuchino, conquistó el corazón y los paladares italianos formando parte de la mítica “Dolce Vita”.

Receta de Latte Macchiato

¿Queréis asombrar a vuestros invitados con un asombroso Latte Macchiato y no sabéis por dónde empezar?

No os preocupéis, a continuación os mostramos paso a paso cómo realizar esta receta, con una cafetera espresso automática o manual.

latte-macchiato-vaso-cristal

Ingredientes

  • Vuestro café en grano preferido (os aconsejamos granos de Robusta para esta preparación)
  • 35 cl de leche, preferiblemente entera, aunque también podréis hacerlo con semidesnatada.

Materiales

  • Cafetera espresso manual o automática con varilla de leche.
  • Una jarra de acero inoxidable.
  • Un vaso larogo de cristal (preferiblemente con doble pared)

Preparación paso a paso

  • Primero, prepara un café espresso como la harías normalmente con tu cafetera espresso, ya sea manual o automática.
  • Pon la leche en la jarra de acero inoxidable y realiza una espuma de leche con la ayuda de la varilla. Si no sabes cómo realizar una espuma perfecta, podéis aprenderlo aquí.
  • Vierte la leche una vez espumada en tu vaso de cristal.
  • Espera un par de minutos, de esta manera, la leche líquida caerá al fondo del vaso y la espuma quedará arriba. Este paso es fundamental para poder realizar el degradado.
  • Vierte delicadamente el café espresso en el centro del vaso. El café, al ser más denso que la espuma y más ligero que la leche, quedará justo en el centro y obtendrás un efecto degradado que sorprenderá a vuestros invitados.
  • Para que quede aún más sorprendente, puedes espolvorear un poco de cacao en polvo en la parte superior. ¡Listo! Ya puedes disfrutar de un estupendo Latte Macchiato en casa.

¿Cómo hacer un Latte Macchiato en casa? Vídeo explicativo

En el vídeo que os mostramos a continuación, podréis aprender a realizar un Latte Macchiato perfecto.

Variaciones de recetas de Latte Macchiato

A partir de esta receta básica, se pueden crear diferentes variaciones de Latte Macchiato

– Latte Macchiato con sirope al gusto: Tan solo tendréis que añadir un poco de sirope de vuestro gusto (chocolate, caramelo…) al final de la preparación. Al ser más pesado que el resto de los ingredientes, este terminará en el fondo del vaso ¡añadiendo una capa más de color!

– Latte Macchiato helado:¿Queréis disfrutar de un Latte Macchiato en verano? ¡Fácil! Añade hielo picado en el vaso de cristal antes de comenzar la preparación y sigue exactamente los mismos pasos que en la receta clásica.

También os puede interesar…

Pin It on Pinterest

Share This